Los sindicatos denuncian que la demora es mayor de la que afirma el Ministerio de Trabajo

Para saber cuándo se empieza a cobrar el paro después de solicitarlo, debemos de conocer el funcionamiento de las fechas de reconocimiento y pago de los subsidios por desempleo. Realmente el día que se tendrá en cuanta es el día en el que la persona solicita la cita previa. Por lo tanto, el trabajador o trabajadora ha pedido la cita previa dentro del plazo legal de 15 días hábiles siguientes al fin de la relación laboral. En este plazo no se cuentan sábados, domingos ni festivos.

Teniendo en cuenta que las citas se siguen concediendo con un plazo amplio en algunas zonas, sobre todo en septiembre y octubre como consecuencia de los ceses de la campaña estival, pueden pasar hasta dos meses hasta que comience a cobrar su prestación por desempleoAsí lo confirmó el representante de CSIF en el SEPE, Manuel Galdeano, en el programa Madrid Trabaja de Onda Madrid el pasado mes de agosto. “A diferencia de lo que está diciendo el Ministerio de Trabajo, que señalaba que estamos reconociendo prestaciones con una demora de dos o tres días de media, un dato rotundamente falso en nuestra opinión, estamos tardando una media de dos meses entre que una persona solicita la prestación por desempleo y la percibe. Todo esto es consecuencia de la manifiesta falta de recursos humanos y la absoluta carencia de recursos materiales, que venimos señalando desde CSIF”, denunció Galdeano.

Demora por la falta de personal

En junio, el SEPE confirmó el despido de 1.500 trabajadores temporales contratados durante la pandemia. Del total, 500 bajas se produjeron el 30 de junio, otros 500 interinos cesarán en sus funciones el 30 de septiembre y los 500 restantes finalizarán sus contratos el 31 de diciembre. Pese a que los sindicatos señalaron la necesidad de que se mantuvieran a estas personas en esos puestos de trabajo mientras persistiesen las altas cargas de trabajo, todo apunta a que el 30 de septiembre otros 500 trabajadores serán cesados, coincidiendo con el fin del contrato de muchos empleados de la campaña estival, lo que podría aumentar los plazos de atención.

Pese a la demora, una vez aprobada la ayuda se reconoce el derecho a cobrarla desde el día siguiente a la situación legal de desempleo, es decir, con efecto retroactivo, por lo que aunque se tarde más en cobrar no se perderán esas cantidades. La fecha de cobro de las prestaciones del SEPE siempre es el día 10 del mes siguiente, por lo que tendrá que esperar al día 10 del mes siguiente a su aprobación.

Si pasados tres meses desde que presentó la solicitud de la prestación, no ha recibido respuesta a dicha solicitud, esta se considerará desestimada por silencio administrativo, explica el SEPE, y el siguiente paso sería interponer reclamación previa a la vía judicial.

WhatsApp chat
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad